domingo, 21 de abril de 2013

La Quinta Angustia

Santa María de la Quinta Angustia

La Iglesia Parroquial de Santa María de la Quinta Angustia, en Puebla de Don Fadrique (Granada), destaca por sus extraordinarias proporciones, siendo visible desde cualquier punto de la villa o sus alrededores.

El templo posee dos puertas de ingreso de factura renacentista, siendo la sur la principal. Ambas portadas están ubicadas en el segundo tramo, remitiendo a modelos toledanos asignables a Alonso de Covarrubias, como los que aparecen en la iglesia de San Clemente o del Alcázar en Toledo.

Cuerpo superior de la portada norte. Detalle

La portada lateral norte es de estilo plateresco, siendo la más antigua, realizada por Rodrigo de Gibaja entre 1534 y 1546, formada por dos cuerpos. Sobre el cuerpo principal la parte central muestra un tondo sobre una pilastra horizontal cajeada que, con un círculo en su centro, está decorada con moldura de ovas y dardos en la parte superior. Se sustenta sobre dos animales fantásticos con garras de león, a modo de tenantes. Está coronado con dos cintas afrontadas en forma de S, en cuya intersección se eleva un jarrón coronado por una cruz. En el interior, orlada se representa la figura de Dios Padre sobre unas nubes, flanqueado por dos serpientes en sus extremos y varios querubines volando; en su mano izquierda tiene el globo terráqueo, mientras que en la derecha presenta la mano levantada en actitud de bendecir, aunque hoy no se conserva. Aparece barbado, con la tiara papal y ataviado con capa pluvial.

Cuerpo superior de la portada sur

La portada lateral sur, de estilo renacentista perteneciente al periodo purista, consta de dos cuerpos, uno bajo y principal, y un segundo más pequeño, cuadrado, rematado por frontón triangular y flanqueado por dos medallones sobre pilastras, obra de Rodrigo de Gibaja entre 1546 y 1557. Este segundo cuerpo está formado por dos arranques de pilastras cajeadas, rematadas por unos medallones con ovas y dardos, donde se representan cabezas de hombres barbados. Ambos quedan rematados por una cruz que se alza sobre un pequeño jarrón, que tiene como base dos cintas en forma de S. En la parte central se inserta un círculo con un relieve, en el que se representa la Quinta Angustia, rematándolo todo con un frontón triangular. Lo flanquean dos animales fantásticos, sobre sendos cuerpos curvados con ornamentación vegetal. En el interior de este frontón triangular se representa el escudo del Cardenal Silicio, titular de la sede toledana desde 1546 a 1557, y en sus extremos unos cuernos de la abundancia.

Cuerpo superior de la portada sur. Detalle

En la parte superior del frontón se dispone una pequeña ánfora con una cruz, que tiene enfrentados dos animales con cabeza y cuerpo de ave y cola de reptil. (Y una paloma de visita)

Balcón

En la Capilla Mayor se sitúa en el muro del lado del Evangelio un balcón de planta rectangular que reproduce el orden dórico griego decorado con rosetones y cintas colgadas de anillas y una cornisa sobresaliente. Según el párroco, el balcón para escuchar misa en la Capilla Mayor se debe al hecho de que el señor de la villa en su día cedió el  terreno colindante con su casa para edificar la iglesia por lo que adquirió ese privilegio. El propietario actual dejó de utilizarlo al fallecer su esposa y ahora prefiere participar en la misa con el resto de los feligreses.   

Retablo

En el presbiterio se encuentra el retablo mayor, de planta lineal y obra de Jerónimo Fernández Caballero, fechada en el primer tercio del siglo XVIII. Está formado por banco, dos cuerpos, ático y polsera compuesta por rocalla. 

Inmaculada Concepción

La figura de la Inmaculada Concepción es una talla en madera policromada de 1,95 m. de altura y  la única que sobrevivió a la guerra civil; se atribuye al imaginero Alonso de Mena y Escalante y está datada en el periodo de 1633-1674. Según el párroco, hasta fechas recientes se desconocía el origen de la figura y no se le había prestado mucha atención dado su aspecto descuidado y poco llamativo. La reciente restauración de la pieza ha permitido resaltar su policromía y atribuirla a Alonso de Mena. Para darle mayor protagonismo, se la ha instalado en un nuevo y suntuoso altar situado entre el retablo y el primitivo altar.

Procesión

Pasos preparados para la procesión suspendida por la lluvia. ¡Siempre llueve en Semana Santa!

Nota: La advocación mariana de la “Quinta Angustia" es lo mismo que el Quinto Dolor de la Virgen María: es uno de sus siete dolores, en concreto es la crucifixión y muerte de Nuestro Señor.

Fuentes: Granadapedia y el párroco.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada